Herramientas Personales

Usted está aquí: Inicio / Noticias / La Gavidia acaricia su futuro

La Gavidia acaricia su futuro

* Más de quince años después de que el Ayuntamiento adquiriera la antigua comisaría de policía de la Plaza de la Gavidia, y tras varias propuestas para propiciar su recuperación e integración de nuevo en la ciudad que han acarreado un rosario de trámites urbanísticos, ha pasado ya la hora de diagnósticos y planes y la vieja comisaría del centro acaricia al fin un proyecto de reconstrucción definitivo con el que mostrarse de nuevo a la ciudad. Este edificio, otrora símbolo del franquismo y paradigma de la arquitectura moderna, se recuperará como hotel de alta gama tras la inminente adjudicación del concurso convocado para la venta del inmueble. Repasamos su trayectoria urbanística.
Edificio de la vieja comisaría de la Gavidia, en el centro de Sevilla

Edificio de la vieja comisaría de la Gavidia, en el centro de Sevilla

09/05/2021

Pocos edificios en Sevilla han congregado en tan corta vida tantos procesos y circunstancias en torno a sí como el de la antigua Jefatura Superior de Policía de la Plaza de la Concordia, conocida sin embargo por todos como Comisaría de la Gavidia. En sus apenas 60 años de existencia, este robusto inmueble que impone su imagen de arquitectura moderna en el paisaje de este enclave singular del Casco Antiguo de Sevilla, ha protagonizado no sólo episodios históricos ligados al anterior régimen pre-constitucional, sino sobre todo una hilera de procesos y tramitaciones urbanísticas para intentar transformarlo de acuerdo a un nuevo uso que le garantice volver a ocupar un lugar útil en la trama urbana de la ciudad. 

Desde que a finales de 2005 el Ministerio del Interior y el Ayuntamiento de Sevilla acordasen la adquisición del solar por este último, se han sucedido distintas operaciones urbanísticas tanto para cumplir con las condiciones estipuladas en aquel Convenio, como para promover su rehabilitación de acuerdo a la calificación primera que le otorgara el inmediato PGOU de 2006 y, para aprobar más tarde cambios de ésta con el fin de posibilitar una nueva vida para el edificio.   

Diecisiete años después de que la antigua Jefatura cerrase sus puertas, y quince desde que empezase a gestarse la transformación del edificio, el Ayuntamiento de Sevilla y su Gerencia de Urbanismo y Medio Ambiente han superado al fin todos los avatares que han rodeado esta dilatada trayectoria urbanística, aprobando en este momento un proyecto viable e integrador para este emblemático edificio con una ubicación privilegiada.  A punto de adjudicarse el concurso público convocado para seleccionar la actuación que definirá su nuevo y definitivo destino, ha llegado el momento de pasar la página del pasado de la Gavidia y empezar a leer la de su futuro.  

La adquisición del edificio por el Ayuntamiento y sus condiciones 

Fue en noviembre de 2005, dos años después de que el Ministerio del Interior decidiese trasladarla Jefatura Superior de Policía de Sevilla a las nuevas dependencias de la Avenida Blas Infante, cuando se suscribe el Convenio entre éste y el Ayuntamiento de Sevilla para la adquisición por la administración local del solar y edificio de la antigua comisaría de la Gavidia. Se acordó entonces un precio a pagar de 12,2 millones de euros, de los cuales diez se abonaron en metálico y el resto se convino hacerlo en forma de cinco solares municipales calificados como Equipamiento en distintas zonas de la ciudad, para la construcción en los mismos de futuras comisarías de policía. 

No ha sido hasta el año 2020 cuando se ha podido culminar definitivamente el proceso de entrega del último de los suelos convenidos, una parcela de 2.000 m2 en el Área de Reforma Interior “La Cruz del Campo”, en el barrio de Nervion. Problemas aparejados a la gestión del propio planeamiento de desarrollo de este sector (un Plan Especial de Reforma Interior) imposibilitaron la segregación de estos 2.000 m2 de suelo como Equipamiento Público, paso previo para su transmisión a la Gerencia de Infraestructuras y Equipamiento de la Seguridad del Estado (GIESE). Para llegar a este punto, la Junta de Compensación (los propietarios del suelo) debían ceder al Ayuntamiento las parcelas que tras el correspondiente Proyecto de Reparcelación, responsabilidad de los propietarios, resultasen de dominio público municipal. La aprobación definitiva de este documento no se produjo hasta diciembre de 2017, procediendo los dueños del suelo a partir de entonces a transmitir al Ayuntamiento, en pleno dominio y libre de cargas, todos los terrenos de cesión obligatoria debidos. Entre éstos se encontraba una parcela calificada por el PGOU como Espacio de Reserva de Equipamiento con superficie suficiente para transmitir a GIESE los 2.000 m2 comprometidos para una nueva comisaría de la Policía Nacional en esta zona de la ciudad. 

De esta forma, se ponía punto y final a la última de las condiciones estipuladas en el Convenio de 2005 para hacer totalmente efectiva la titularidad del suelo y edificio de la antigua comisaría de la Gavidia a favor del Ayuntamiento de Sevilla. 

Concurso público para su conversión en Equipamiento Público 

La adquisición de la Comisaría de la Gavidia por parte del Ayuntamiento de Sevilla se gestó casi al mismo tiempo que se aprobaba definitivamente un nuevo Plan General de Ordenación Urbanística de Sevilla, en el año 2006. Este planeamiento calificaría la parcela del edificio como Equipamiento Público, S.I.P.S. Socio-Cultural con rango de Sistema General de Equipamiento. También le otorgaría un nivel de protección grado “C”, lo que supone la obligación de la conservación estructural y espacial del edificio. Conforme a su calificación, el Ayuntamiento del año 2008 puso en marcha una operación para la rehabilitación del edificio y su puesta en uso por parte de un concesionario privado, para destinar el mismo a oficinas municipales. 

El objeto exactamente era adjudicar por concurso un contrato de concesión de obra pública para la renovación y adecuación del edificio a oficinas municipales de la por entonces delegación de Hacienda y Asesoría Tributaria. El concesionario se obligaba a rehabilitar a su cargo la totalidad de la edificación ajustándose a un proyecto básico redactado por la Gerencia de Urbanismo, en el que se destinaba el 80 por ciento de la edificabilidad a las oficinas municipales, obteniendo a cambio el 20 por ciento de la superficie edificada para uso comercial, permitido como uso coadyuvante del principal. 

El concurso convocado al efecto fue declarado desierto al no presentarse proposición alguna.   

Modificación del PGOU para pasar de S.I.P.S  a Gran Superficie Comercial Minorista 

El frustrado intento del Ayuntamiento por conseguir desde la iniciativa privada la rehabilitación del edificio para su destino a Servicio de Interés Público, condujo un tiempo después a un nuevo planteamiento de futuro para el inmueble. Dado que la difícil situación económica-financiera que padecía el Ayuntamiento, agravada además por la situación de crisis económica general, impedía al municipio hacerse cargo de la recuperación del edificio, se decide en el año 2012 modificar el Plan General de Ordenación Urbana de Sevilla para cambiar la calificación del suelo de la antigua comisaría de la Gavidia al objeto de venderlo a un privado para el desarrollo de una Gran Superficie Comercial minorista. 

A pesar de que esta modificación del PGOU llegó a aprobarse definitivamente por Orden de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía en noviembre de 2014, la existencia de unas discrepancias jurídicas en la interpretación de unos informes sectoriales retrasaron la necesaria publicación en el BOJA para validar la nueva calificación del edificio como Gran Superficie minorista. 

Un año más tarde, y aún sin que se hubiera publicado en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía el cambio de calificación realizado, una nueva corporación municipal surgida tras las elecciones municipales de mayo de 2015, aprobaría en Pleno iniciar los trámites para desistir de la tramitación urbanística llevada a cabo para cambiar la calificación de la Comisaría de la Gavidia a Gran Superficie Comercial, iniciando los trámites para promover una nueva modificación puntual del PGOU. La decisión se adopta tras una profunda reflexión sobre la idoneidad del uso de Gran Superficie Comercial y tras un estudio pormenorizado de las opciones que pudieran ser más acordes con las condiciones compositivas y de protección del inmueble. Del resultado de ese análisis se concluyó que la configuración del edificio difícilmente resultaba compatible con los requisitos funcionales de un uso tan específico como el de Gran Superficie Comercial. 

Se abre para el inmueble la posibilidad de acoger usos terciarios conforme a los cuales desarrollar un proyecto de transformación que permitiera su definitiva integración en su entorno urbano.

La nueva calificación para Usos Terciarios 

La propuesta de calificación de este suelo de la Gavidia como Servicio Terciario supone que se pueden desarrollar proyectos tales como equipamientos, pequeños y medianos comercios, hoteles, oficinas, o usos recreativos y de espectáculos públicos. Esta calificación permite además que haya un proyecto principal y un uso coadyuvante con un límite del 20% de la edificabilidad del uso principal. 

En el transcurso de dicho proceso, se manifiesta también el interés de varios operadores de nivel nacional e internacional por la posibilidad de acondicionar el edificio de la Gavidia para uso hotelero singular de alta categoría, dado su emplazamiento y sus dimensiones. También desde el ámbito deportivo, algunos agentes se muestran interesados por la posible utilización de este edificio como contenedor de un equipamiento deportivo a gestionar de forma público-privada en colaboración con el Instituto Municipal de Deportes. 

A la vista de todo ello,  se considera en ese momento que la calificación de este suelo para su uso como Servicios Terciarios, por su flexibilidad y diversidad de programas posibles, resulta la opción más adecuada para la recuperación del edificio. Además, este uso permitiría la compatibilidad con el de aparcamiento. 

La tramitación urbanística iniciada en consecuencia concluyó con la aprobación definitiva de la nueva modificación del PGOU por el Pleno municipal de septiembre de 2019. 

El concurso para la venta de la Gavidia 

Con la nueva calificación de Servicios Terciarios para el suelo de la antigua comisaría de la Gavidia vigente, el Ayuntamiento de Sevilla inició en el último trimestre de 2020 el procedimiento para sacar a la venta este edificio para ponerlo nuevamente en valor. La decisión se adoptó desde el convencimiento de que tanto por su nueva calificación como el volumen edificado, como por su localización, la antigua comisaría de la Gavidia es sin duda una de las mejores opciones para obtener recursos financieros que permitan abordar otras acciones públicas de interés. En este sentido, la operación de venta de ese edificio forma parte del Plan extraordinario de inversiones diseñado por el Gobierno Municipal para los próximos años, consistente en obtener recursos financieros a partir de la enajenación de inmuebles del Patrimonio Municipal del Suelo con los que impulsar grandes proyectos de inversión pública. 

El concurso público que se convocó a continuación para la venta de este inmueble estableció en sus pliegos de condiciones aspectos de consideración al margen de la oferta económica. Se trataba así de no condicionar la adjudicación únicamente al mejor precio ofrecido por el edifcio, sino de primar otros aspectos como el uso de equipamiento y la cesión de espacios polivalentes. En concreto, se fijaron como criterios fundamentales a tener en cuenta los siguientes: 

- La calidad arquitectónica del proyecto y las soluciones propuestas para la mejor integración del inmueble en su entorno.

- Los criterios sostenibles incorporados al proyecto en materia de materiales constructivos empleados, uso de fuentes de energía renovables y, medidas de eficiencia energética.

- La oferta económica, fijando un precio de salida de precio de salida 8.565.000 euros + IVA.

- Usos preferentes propuestos para el edificio de acuerdo con su calificación de Servicios Terciarios.

- Cesión de espacios polivalentes que puedan ser explotados independientemente del uso del edificio principal.

- Incorporación de aspectos relacionados con la declaración del edificio como Lugar de Memoria Democrática de Andalucía promovida por la Junta de Andalucía.

- Reurbanización de espacios públicos perimetrales vinculados al proyecto de edificación. 

Al concurso convocado para la venta y puesta en valor del edificio se presentaron dos entidades, si bien sólo una,la firma BARAKA HOLDING 2020 S.L., pudo continuar el procedimiento de adjudicación, al no resultar ser admitida la segunda por un defecto formal. 

La propuesta que trasformará la vieja comisaría de la Gavidia en hotel de 5 estrellas y reurbanizará el espacio colindante 

La propuesta técnica presentada por el único licitador admitido plantea para el edificio un uso general y principal Terciario, incluyendo otros usos concretos permitidos por el PGOU dentro de esta calificación como “coadyuvantes”. Así, al uso principal hotelero se añaden los de recreativo (para un restaurante), oficinas (puesta en funcionamiento de un espacio coworking de más de 500 m2) y,  recreativo cultural (asignado a una zona destinada a museo de la Memoria Histórica). La oferta económica ofrecida por el edificio asciende a 8.750.000 euros + IVA. 

Al margen de la solución propuesta para la antigua comisaría, la propuesta también plantea la reurbanización integral del entorno inmediato del edificio y de la Plaza de la Concordia en consonancia con las directrices que marque para ello la Gerencia de Urbanismo. 

Tanto el Servicio de Licencias Urbanísticas como la Comisión Local de Patrimonio han avalado en sendos informes urbanísticos la implantación de estos usos en el inmueble, valorando de forma positiva el anteproyecto técnico presentado por BARAKA HOLDING 2020. 

Llegados ya a este punto, resta pues tan sólo que la Gerencia de Urbanismo admita formalmente la propuesta presentada para la venta y transformación del edificio de la antigua comisaría, mediante la adjudicación definitiva del concurso, lo que se producirá en los próximos días. 

Con este paso, resolutorio y definitivo, el consistorio resuelve al fin todos los nudos urbanísticos que han enquistado durante una década y media la recuperación para la ciudad de la antigua comisaría de la Gavidia. 

El viejo edificio, símbolo durante años de la represión franquista, se asoma ahora por fin a su futuro y acaricia éste sin olvidar su pasado, con un proyecto renovado, a la altura de la protección que se le debe por su papel histórico, y por el lugar emblemático que ocupa, tanto en la geografía urbana como en la memoria de Sevilla.