Herramientas Personales

Usted está aquí: Inicio / Noticias / En marcha obras de repavimentación de las calzadas de las calles Ramón Carande y Bueno Monreal, en el Porvenir

En marcha obras de repavimentación de las calzadas de las calles Ramón Carande y Bueno Monreal, en el Porvenir

Trabajos de repavimentación de la calzada de la calle Ramón Carande

Trabajos de repavimentación de la calzada de la calle Ramón Carande

La Gerencia de Urbanismo del Ayuntamiento de Sevilla inició en la tarde de ayer trabajos de renovación de las calzadas de la calle Ramón Carande y de un tramo de Cardenal Bueno Monreal, ambas en el barrio del Porvenir, en el distrito Sur.

En los dos casos, el firme de las calzadas se encuentra en muy mal estado, como consecuencia del envejecimiento y agotamiento de las mezclas, la propia acción del tráfico y los efectos de la lluvia. La combinación de estos factores ha provocado agrietamientos, cuarteamientos, hundimientos y roturas en la capa de rodadura del pavimento, con los consiguientes riesgos que ello entraña para la circulación de vehículos, razón por la que resulta necesario su repavimentación.

En concreto, Urbanismo renovará toda la sección completa de la calle Ramón Carande en el tramo desde Dr. Pedro de Castro hasta Felipe II. Desde esta última hasta Cardenal Bueno Monreal se repavimentarán los dos carriles de la margen izquierda y el carril de borde de la margen derecha. En cuanto a la intervención proyectada en Cardenal Bueno Monreal, ésta se ceñirá a los tres carriles en el sentido de circulación desde calle Ramón Carande hasta calle Bogotá.

Las obras proyectadas constan de un fresado previo de la capa de rodadura y de un saneado del firme existente.  La operación tiene un coste de 158.113 euros y se estima que tenga una duración aproximada de dos semanas. Este organismo ha programado esta intervención en horario nocturno para reducir al máximo la incidencia al tráfico rodado en ambas vías.

La mejora de las condiciones de las calzadas de tráfico rodado constituye una acción continuada y constante de la Gerencia de Urbanismo, a fin de garantizar el buen estado de los viarios y evitar riesgos para la seguridad vial.